default logo

Detalles del libro

¡Oferta!

Hadrian the VII

12,95

1 disponibles

SKU: 494 Categoría:

Descripción del producto

Fr. Rolfe (Fredrick Baron Corvo). Wordsworth Editions, Hertfordshire 1993. Tapa Blanda, 368 Págs. ISBN 1853260819. Estado: Muy Bueno.

Novela parcialmente autobiográfica del excéntrico escritos ingles de finales del XIX, Frederick Rolfe, conocido por su seudónimo Barón de Corvo.

Adriano VII es la historia de un falso papa. La novela arranca con un Proemio que describe las precarias condiciones de vida de su protagonista, George Arthur Rose —obsérvese la similar cadencia entre su presunto personaje de ficción y su propio nombre. Rose vive en un pequeño ático en las afueras de Londres dedicado a la tarea, hasta entonces no coronada por el éxito, de la literatura. De pronto, recibe la visita de nada menos que un cardenal y un obispo. Vienen a resolver la última voluntad de un importante feligrés que ha muerto remordido por las injusticias cometidas contra Rose, la principal su forma de obstaculizar su ingreso en la Iglesia Católica. El diálogo que se cruza entre los personajes revela sobre el protagonista tanto como ya había hecho la descripción de su habitación (modesta, pero con los pequeños lujos que todo sibarita, incluso reducido a la pobreza, es capaz de proporcionarse) o la forma de ocupar su tiempo. Rose es un individuo convencido tanto de su genio como de su vocación, al que el «mundo» se ha esforzado en apartar de su seno tanto como él ha luchado por seguir a flote, incorruptible, en pos de una misión, y que trata a los dos prelados con una desdeñosa superioridad. Impresionado por esa pertinacia, el cardenal se ocupa de que Rose reciba de inmediato las órdenes y cante su primera misa.

A continuación, la escena pasa a Roma. Se está celebrando el cónclave de elección papal, tras la muerte de León XIII. La novela describe con minuciosidad los ritos, las fórmulas, aún más, las intrigas nada espirituales, que tienen lugar entre los muros del Vaticano. Los cardenales no se ponen de acuerdo, y por una increíble concatenación de circunstancias —que Corvo narra de forma tan elíptica que apenas da pie a que se pueda cuestionarlas—, el neófito George William Rose se convierte en el nuevo papa, eligiendo para ello el nombre de Adriano VII en recuerdo del único, hasta él, pontífice inglés de la historia, el medieval Adriano IV.

El resto de la novela se encarga ya de narrar el apostolado de Adriano VII. En sus páginas Corvo se encarga de hacer un fascinante ejercicio de política-ficción, que empieza con la renuncia de la Iglesia a todas sus riquezas, que se entregan a los pobres, y a toda reivindicación temporal frente al Reino de Italia (recuérdese que, desde la unificación en 1871, la Santa Sede no reconocía su existencia ni tenía trato con él). Uno de sus primeros actos es hacer que vuelva a abrirse la ventana, tapiada desde esa misma fecha, que da a la Plaza de San Pedro para dar a los fieles la bendición urbi et orbe: esa imagen, hoy tan cotidiana, tampoco se podía hacer en esa época, pues el Vaticano vivía literalmente de espaldas a la ciudad de Roma. El Papa (que en la realidad se consideraba un prisionero en el Vaticano) pisa por vez primera, en decenios, las calles de la capital italiana, sometiéndose al primer baño de masas de la era moderna. (Jose Miguel García de Fórmica-Corsi)

 

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Hadrian the VII”

DEBIDO A LA SUBIDA DE TARIFAS PARA EL ENVÍO INTERNACIONAL DE LIBROS, ACTUALMENTE SOLO REALIZAMOS ENVÍOS DENTRO DEL TERRITORIO NACIONAL DE ESPAÑA. ROGAMOS DISCULPAS A LOS USUARIOS AFECTADOS