default logo

Detalles del libro

La angustia del mundo. Sus causas – Sus remedios

14,95

1 disponibles

SKU: 451 Categoría:

Descripción

dsc02138Hermann de Keyserling. Espasa Calpe, Madrid 1964. Tapa Blanda con sobrecubierta, 147 Págs. Estado: Muy Bueno, de Coleccionista.

Trabajos recogidos por Yvonne Morin. Introducción de Maurice Delamain. Traducción de Victorio Peral Domínguez. Hermann de Keyserling, más conocido en su fama de entreguerras como conde de Keyserling, nació en 1880, en Koemo, perteneciente a la provincia báltica de Livonia más tarde incorporada a la U.R.S.S.-. Murió en Innsbruck (Austria) en 1946. Hizo estudios de ciencias naturales y de química en distintas universidades europeas. En 1902 se doctoró en filosofía. Fundó en Darmstad (Alemania) su renombrada Escuela de la Sabiduría, por la que desfilaron las mentes más descollantes del tiempo. Viajero por todo el mundo, gran conferenciante, apasionado y potente, tuvo resonante nombradía universal. Hombre de meditación, también fue conocedor en persona de hombres y pueblos. De ahí su encanto: la razón investiga la realidad, pero sin descartar la intuición, que la propone. Del conde Hermann de Keyserling hemos publicado ya en COLECCIÓN AUSTRAL una obra singular, La vida intima, donde hay «más pan que ingenio», como se ha dicho del autor y es valedero para su obra. Hoy ofrecemos un libro por el que desfilan los grandes temas de nuestros días: LA ANGUSTIA DEL MUNDO (SUS CAUSAS – SUS REMEDIOS), donde se propugna «la necesidad de reintegrar la inteligencia en el orden total de la vida». Lo demás es pasión irracional que lleva al caos, a la barbarie y a la muerte. LA ANGUSTIA DEL MUNDO (SUS CAUSAS – SUS REMEDIOS) es un temario de urgencias, que se han hecho más perentorias hoy que cuando fueron expuestas. El hombre de carne y hueso, no las entelequias prejuiciosas, necesita seguridad, a la que no se puede llegar sino por vía de conocimiento. A esa noble tarea puede ayudar a cada uno este meditatorio del filósofo conde Hermann de Keyserling, «político de derechas, si se quiere, por su ideal señorial; pero también de izquierdas por su total desinterés», como dice Maurice Delamain en una jugosa introducción.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “La angustia del mundo. Sus causas – Sus remedios”